Metodología

Partiendo de la premisa, aceptada internacionalmente, de que un buen proyecto universitario se sustenta en la calidad de sus estudiantes y profesores, en la buena gestión de los programas de estudio y de la institución misma, las universidades chilenas acreditadas por la Comisión Nacional de Acreditación (CNA) fueron comparadas en todas estas dimensiones. Para ello se utilizó información numérica disponible en diversas bases de datos de acceso público, particularmente en el Servicio de Información de Estudios Superiores (SIES), del Ministerio de Educación.

Indicadores
Se definieron indicadores para las siguientes dimensiones o factores:
1) Estudiantes, 2) Académicos, 3) Proceso Formativo y 4) Gestión Institucional.
Cada una de estas dimensiones incluye uno o más indicadores cuyo valor genera un puntaje determinado.

Cálculo de los puntajes, normalización y ponderaciones
Para el cálculo del puntaje de cada dimensión o factor se hizo necesario realizar una normalización de los resultados, con el fin de darle a cada uno de ellos un peso equivalente en los cálculos de los puntajes específicos y generales. Esta normalización se realizó contra el máximo valor del parámetro y, de esta forma, para cada parámetro aparece una institución con el máximo puntaje de 100.
En casos específicos, la normalización se efectuó contra un Padrón de Calidad, como es el caso de los años de acreditación (máximo ideal de 7 años para una institución o carrera y de 10 años para un programa de doctorado). En el caso del porcentaje de programas de doctorado acreditados y porcentaje de retención de estudiantes se normalizó contra un ideal del 100%.

Por último, al puntaje de cada dimensión se le otorgó una cierta ponderación.

1) Estudiantes
El puntaje para este indicador fue calculado a partir del porcentaje del Aporte Fiscal Indirecto, AFI, otorgado a la institución en relación al número de alumnos ingresados en el mismo año. Para ello se consideró únicamente la matrícula de primer año de los alumnos ingresados a carreras profesionales.

El AFI es el aporte que el Estado hace a las instituciones por cada alumno matriculado cuyo puntaje PSU sea mayor de 600 puntos. Año a año, el Estado distribuye un monto de este fondo entre las instituciones de acuerdo a esta consideración de puntaje del postulante, el que no siempre es 600 puntos cerrado, pero la mayoría de las veces “bordea” esa cifra. El presente indicador se basa en la premisa de que a mayor porcentaje de AFI que capta la institución, mayor es la matrícula de estudiantes con puntajes superiores a los 600 puntos. A mayor AFI, entonces, mejor es el nivel de los estudiantes que ingresan. A esto se le denomina “calidad de los estudiantes”.

2) Académicos
El puntaje de esta dimensión se calculó como el promedio de dos parámetros:
a) Porcentaje de académicos con más de media jornada.
b) Porcentaje de académicos con doctorado.

3) Procesos Formativos
El puntaje para esta dimensión deriva del promedio ponderado de cuatro parámetros:
a) Cantidad de alumnos por académico con más de media jornada (20%).
b) Años promedio de acreditación de las carreras (60%).
c) Tasa de retención de los estudiantes (10%).
d) Brecha de duración real de las carreras de pregrado (10%).

Para la tasa de “retención de estudiantes” se consideró el segundo año de estudios para las cohortes ingresadas en 2008. El puntaje asociado refleja el propio porcentaje.

La “brecha de duración de carreras” se basa en la diferencia entre el tiempo de duracion real y formal de las carreras segun plan de estudios de las diversas carreras de la institución. El puntaje refleja el valor del inverso de la brecha en el rango del mínimo al máximo.

4) Gestión Institucional
El cálculo de este puntaje se basó en el valor ponderado de dos indicadores:
a) Años de acreditación de la institución (80%).
b) Gasto por alumno (20%).

Ponderaciones
Para el cálculo del puntaje institucional final, se usaron las siguientes ponderaciones:
1) Factor estudiantes: 15%.
2) Factor Académicos: 25%.
3) Factor Procesos Formativos: 40%.
4) Factor Gestión Institucional: 20%.
Estas ponderaciones representan una estimación de los autores con respecto a la importancia relativa de cada una de las dimensiones consideradas. Al respecto, es necesario señalar que actualmente no existe consenso, por falta de elementos suficientes, tanto teóricos como empíricos, sobre este tipo de ponderaciones.